La necesidad de un buen descanso

Según informa la Sociedad Española del Sueño (SES), el insomnio es el trastorno del sueño más común en la población global. Por tanto, se trata de un problema que muchas personas sufren o han sufrido a lo largo de sus vidas. Podemos definir esta patología como la falta anormal de sueño o la dificultad a la hora de conciliarlo cuando llega el momento de dormir. Esta falta de sueño afecta negativamente en el día a día de las personas que lo sufren provocando problemas tanto en el ámbito personal, familiar y laboral.

De hecho, se calcula que pasamos un tercio de nuestra vida durmiendo. De hecho, las horas de sueño sirven para regenerar la energía de nuestro organismo y recuperarnos del esfuerzo que realizamos durante el día. Además, dormir correctamente también contribuye a la mejora del sistema inmunológico, de la memoria y de nuestro estado físico y mental. Por lo tanto, estamos hablando de una necesidad vital la falta de la cual puede generar graves problemas.

Los efectos negativos del insomnio

Antes de hablar de cuáles son las consecuencias del insomnio, es necesario distinguir dos tipos. Por un lado, encontramos el insomnio de inicio. Consiste en la imposibilidad de conseguir dormirnos en menos de 30 minutos una vez nos estiramos en la cama. Por otra, el de mantenimiento, que se centra en aquellos despertares nocturnos de larga duración y prolongados en el tiempo consiguiendo que el tiempo de sueño sea nulo.

Entre las causas del insomnio podemos encontrar de (enfermedades, problemas hormonales …) o enfermedades psiquiátricas como la ansiedad o la depresión. Asimismo, también nos encontramos con factores externos que también pueden provocarlo: el entorno donde dormimos, los horarios de trabajo, la alimentación, viajes frecuentes … Sea cual sea el origen de la causa, las consecuencias suelen ser siempre similares.

Los efectos principales del insomnio se suelen reflejar en un estado depresivo de la persona que lo sufre. Los niveles de ansiedad y fatiga también suelen ser más elevados y tienen una repercusión negativa en el ámbito laboral. Un peor rendimiento, falta de atención y resultados pobres en las tareas suelen ser los principales efectos en este campo. Sin embargo, las consecuencias van mucho más allá y pueden acabar creando graves problemas con posibles secuelas. Es por ello que ante cualquier síntoma de insomnio, es necesario visitar a un especialista.

Formació Art. 19

Pots trobar tota la informació relacionada emb les formacions de l'Article 19 de la LLPRL fent click al següent botó:

Formació Oberta

x